¿Qué factores determinan el precio de la luz?

El precio de la electricidad, o la factura de la luz, probablemente sea uno de los temas más calentitos en las sobremesas de verano. Disfrutar del aire acondicionado a toda potencia nos refresca pero nos carga la conciencia y el monedero. ¿Por qué la electricidad vale lo que vale? ¿Quién lo decide?

En este artículo abordamos el precio de la electricidad y cómo se determina su valor.

Tal vez no sepáis que la energía eléctrica, en cantidades tan enormes como para abastecer a todo un país, no puede ser almacenada. No se ha inventado aún un dispositivo capaz de tanto almacenaje.

La energía se produce, se envía a la red y se distribuye cada día.

El hecho de que no podamos almacenarla en grandes cantidades (como por ejemplo, el agua o el gas) encarece este recurso, porque dependemos siempre de la demanda y de la oferta de esta energía. Lo único que se puede hacer es planificar la producción de energía que se prevé necesaria para cubrir la demanda del día siguiente, hora a hora. Por eso es importante invertir en plataformas de producción de energías renovables, para que sean las mayoritarias. Pero vayamos más despacio.

Para entender nuestra factura tenemos que recordar: primero, que la energía no se almacena; segundo, que se produce diariamente; y  tercero, que el precio de la energía también se establece de forma diaria (de un día para otro).

¿Pero qué o quién decide lo que vale un kilovatio?

Fijación de precios pool eléctricoLos precios de la electricidad se fijan cada día, los 365 días del año, a las 12:00 horas exactas, y son válidos para las siguientes 24 horas. A esto lo llamamos el “Mercado Diario”. El precio de la energía lo calcula un algoritmo llamado EUPHEMIA según la oferta y la demanda de energía. Este algoritmo fue aprobado por el mercado europeo y se aplica no solo en España, sino también en Portugal, Alemania, Austria, Bélgica, Eslovaquia, Eslovenia, Estonia, Francia, Holanda, Hungría, Italia, Letonia, Lituania, Luxemburgo, Finlandia, Suecia, Dinamarca, Noruega, Polonia, Reino Unido, República Checa y Rumania.

¿Qué es y para qué sirve el “pool” eléctrico?

Las empresas productoras de energía (centrales nucleares, hidráulicas, renovables, ciclos combinados, etc.) envían la cantidad de energía que pueden ofrecer para el día siguiente al pool (mercado) eléctrico, y se subasta. Primero se subastan los megavatios de los productores que generan la energía más económica. Los más baratos son generalmente los megavatios de las centrales nucleares, porque cuesta más dinero parar y arrancar una central nuclear que mantenerla funcionando continuamente. Después de las nucleares, las más económicas suelen ser las renovables y, por último y sólo si son necesarias, se integran las tecnologías más caras, como el gas o el carbón.

Sea como sea, las últimas en entrar en el mercado de ofertas son las que marcan el precio final del kilovatio. Así, todas las centrales productoras, sean renovables, nucleares, o fósiles, cobrarán lo mismo que la tarifa más cara.

¿Qué estoy pagando en mi factura?

En el pool se deciden los precios de la energía en el mercado, pero no lo que vas a pagar en tu factura. La tarifa eléctrica o factura resulta de la suma final del precio que te ofrece tu comercializadora + los impuestos + los peajes de distribución  (los dos últimos están regulados por ley).

Así, de tu factura eléctrica:Factura de electricidad

  1. El 21% son impuestos. Se aplica el tipo del 21% de IVA a la suma del total de la factura
  2. El 38% es el precio de la energía. Coste de producción de la electricidad y margen de comercialización.
  3. El 41 % son costes regulados. Con este concepto pagas por el uso de las redes de transporte, distribución y otros costes regulados.

Tienes que recordar que la potencia contratada se paga igualmente, aunque no se llegue a consumir. Cuando contratas la potencia estás fijando la demanda energética mínima que el estado debe asegurar.

Es muy importante sumarse a la energía responsable, contratando una potencia que realmente cubra tus necesidades sin que tengas que pagar más y fomentando el uso de las renovables para que la energía sea cada vez más económica para nosotros y para el planeta.

¿Qué dicen nuestros clientes?

“Llevo en Escandinava de Electricidad un año. Estoy muy contento con ellos, recibo todas las facturas por e-mail puntualmente y todas las gestiones las puedo realizar en inglés.”

Stuart, Alicante

“Mi padre es muy mayor y desde que estamos con Escandinava de Electricidad no hemos tenido ningún problema. El personal de atención al cliente es muy atento y nos resuelven cualquier duda en la misma llamada. Gracias por el trato ofrecido a mi padre, desde entonces estoy más tranquila.”

Begoña, Valencia

“He recomendado Escandinava de Electricidad a mis amigos ya que me ahorro un 15% respecto a mi anterior compañía. Las facturas son simples, claras y sin sorpresas. No me han intentado añadir ningún servicio de mantenimiento, cosa que agradezco ya que en las anteriores compañías he tenido este problema.”

Cristina, Madrid

“El cambio a Escandinava de Electricidad fue muy rápido y la chica de atención al cliente me explicó muy bien qué tenía que hacer para cambiarme. Desde que estoy con vosotros he notado un gran ahorro en mi factura de la luz.”

Sara, Barcelona

Actualidad

Norwegian y Escandinava de Electricidad se alían para ofrecer más ventajas a sus clientes

11 octubre, 2018 | No hay comentarios

Los clientes de Norwegian Reward que contraten su energía con Escandinava de Electricidad recibirán 400 Cashpoints para volar con Norwegian.

5 razones para pasarse a la factura digital

9 octubre, 2018 | No hay comentarios

Para reducir el consumo de papel, una medida sencilla y fácil de poner en práctica es pasarte a la factura digital en tus servicios o suministros. Si aún te faltan motivos para hacerlo, te damos 5 muy buenos.

Objetivo Cero Papel

We Go Paperless – Objetivo Cero Papel

4 octubre, 2018 | No hay comentarios

Ayúdanos a conseguir el objetivo Cero Papel. Contrata tu luz 100% online y te premiamos con 30€ de descuento en tu primera factura.